viernes, 12 de diciembre de 2014

EL BOCETO, IDEAL FRENTE A LOS ENTORNOS EXISTENTES



Dibujar aplicando una perspectiva que responde a cánones implacables de trazo, puntos de fuga, línea de tierra, etc., es en definitiva un mecanismo práctico para “materializar” espacios imaginados, pero no es estrictamente imprescindible, y posiblemente resulta perjudicial para elaborar bocetos de los entornos existentes.

Dibujar en el sitio, intuitivamente, disfrutando la fluidez de la línea, el hecho de  no tener que preocuparse de cuántas ventanas hay, o si la perspectiva es correcta, tiene un efecto liberador.

                                                                                                                                                          Edificio Cubillos

Con el ánimo de que cada vez mas personas disfruten ese efecto liberador se crea el proyecto “Bocetos Urbanos Bogotá”, cuya plataforma es un grupo dinámico que realiza "salidas a dibujar"  convocadas a través de las redes sociales,  y que descansa prioritariamente en el material gráfico producido por muchos, de ahí la idea de hacerlo a través de lo que podría llamarse “boceto documental”, que no obstante ser un dibujo rápido, pretende plasmar a través del trazo, lo más acertadamente,  la estructura y la composición de la edificación, y que aunque pueda tener libertades tanto en la línea como en la mancha, produzca imágenes  reconocibles de Bogotá.

                                                                                                                                             Edificio Pedro A. López

La idea es, a través de estas salidas y de estos bocetos, redescubrir, rescatar la imagen de la ciudad, es un trabajo de carácter eminentemente local en el que no importará el conocimiento estilos, autores, fechas, etc., sino donde lo más será hacer visible su lenguaje arquitectónico, que lleve a pensar la ciudad a partir de sus fragmentos, que aporte al conocimiento de la ciudad, que subraye el sentido de pertenencia, al final será una colección más afectiva  que rigurosa de imágenes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario